Una reminiscencia del miedo

Una herencia desafortunada del conflicto colombiano es la idea de que tomar partido significa ser extremista. Liberales, conservadores, guerrilleros, paramilitares y toda una larga tradición de colombianos acudiendo a las armas, parecen motivo suficiente para pensar que todo aquel que defiende una postura política es “radical” o “extremista” y por lo tanto es prudente sospecharSigue leyendo “Una reminiscencia del miedo”

Esa sensación

Existe una sensación a medio camino entre la náusea y las ganas de llorar, una mezcla entre rabia, impotencia, asco y culpa que, me atrevería a decir, todas las mujeres conocemos bien. Es como subir a una montaña rusa y experimentar brevemente un delicioso vértigo en la panza, para inmediatamente descubrir que el control de ese mecanismo no estáSigue leyendo “Esa sensación”